NOTICIA
PERDIDOS EN NUEVA YORK

A semanas de subir nuevamente al escenario de la Quinta Vergara, los animadores cuentan detalles del festival más importante de Latinoamérica. En Manhattan, durante la gira de promoción del certamen en EE.UU. , dejan claro que el vínculo entre ellos va más allá de lo profesional y no cierran la puerta a volver, si CHV se queda con él los próximos cuatro años. 


Por Francisco Solís Monroy desde Nueva York 

Fotos César Balcázar 

Producción Trini Id 

Maquillaje y pelo Isabel Montoya 


Es la una de la tarde en Manhattan, a la altura de la 102 con la 5a Avenida, y el sol se mantiene sobre el Central Park. Esta sesión de fotos es la última actividad en el cargado itinerario de Carolina de Moras y Rafael Araneda durante su gira por Estados Unidos, hace unos meses, cuando el invierno aun no llegaba a esa latitud. 

“Tuvimos una pasada por el hotel muy rápido y de ahí no hemos parado en actividades de difusión para Viña 2018”, comenta el animador, a lo que De Moras responde: “hemos estado con periodistas de todas partes, siento que llevo como dos semanas acá”. 

La 58a edición de uno de los festivales más importantes del mundo es la última que le corresponde a la estación del grupo Turner, y también a esta pareja de animadores. La pasada versión se mantuvo al tope del rating nacional y con entradas por publicidad que bordearon los 3 millones de dólares. Asimismo, las ventas de los derechos de transmisión le valieron más de 700 millones de dólares en ingresos al canal organizador. 

Por estos días Carolina y Rafael estudian el compacto de 600 páginas con datos del festival, artistas, humoristas, jurados, competencia internacional y folclórica. También están en plena supervisión de los looks que usarán. Sin duda, conducir juntos La mañana, el matinal de CHV, ha servido para el trabajo en equipo, pero la química viene de una historia que comenzó varios años antes que los seis que llevan en el festival. 

—Su relación parece más cercana que nunca, ¿esta amistad se extiende fuera de la pantalla? 

Carola (C): Antes de Viña hicimos Salta si puedes, donde decidí lanzarme a la piscina (ríe). Habíamos estado en otras ocasiones juntos en TVN, pero hace un tiempo ya estamos compartiendo pantalla, y ahora súper juntos. 

—Rafael (R): Sí, con Carola tenemos experiencia en lo profesional, pero hoy somos amigos de verdad y en la vida real también. 

—C: Totalmente. Nuestra relación fuera de pantalla es súper buena. Nos juntamos, compartimos con la familia, los momentos buenos; como cumpleaños, fiestas y los lateros también. 

—¿Cómo se llevan las familias de ambos, especialmente durante la época del festival donde se ven todo el día? 

—R: La Marcela es un siete. Siempre me acompaña y me apoya. 

—C: Es una relación súper fluida y relajada. Ellos entienden que es nuestra pega y estar todo el día pegados es parte de ello; funcionamos bien gracias a la disposición de nuestros seres queridos. 

De Moras y Araneda tienen carreras televisivas en ascenso. Ambos fueron los rostros centrales de Chilevisión en la última Teletón, por dar un ejemplo. El es uno de los nombres más familiares en la TV chilena, y posee una carrera que comenzó a inicios de los ’90 y se ha mantenido en el top permanentemente. 

—¿Cómo ha sido animar junto a Carola, cómo ha visto su evolución en el festival? 

—R: Súper positiva, lo que es coherente con su vida también. Es un trabajo diario que ella realiza en el matinal, y evidentemente ha ido creciendo. Esto no es sólo a nivel profesional, hoy la Carola tiene más experiencia, su hija está más grande. Enfrenta otros desafíos y eso le permite abordar el trabajo con otro conocimiento. Aquí no se trata sólo de su crecimiento sobre el escenario, tiene que ver con su desarrollo interior y de cómo eso se plasma en su actividad profesional. 

La animadora se presentó por primera vez como modelo para el Elite Model Look en 1997, y tras eso se hizo un nombre en el modelaje nacional y global. Vivió un par de años en Europa, y aburrida de la vida nómade volvió a Chile. En 2010, tras ir ganando espacio en el matinal de TVN Buenos Días a Todos, terminó por convertirse en el reemplazo de Katherine Salozny, una decisión editorial de alto impacto en la pantalla chica. Tras estar en el ojo del huracán, De Moras, continuó expandiendo su carrera como animadora, hasta que en 2013 fue confirmada como la conductora del certamen tras la salida de Eva Gómez. 

—Carolina recibió a Rafa en el matinal, un espacio que él no había explorado, ¿cómo es su relación en ese sentido? 

—C: Animar un matinal es una instancia muy diferente a un estelar. Tiene cotidianidad, está el último minuto y temas muy misceláneos. El se ha adaptado muy bien. Lo veo contento, y es una oportunidad que ha aprovechado plenamente. Además, en el festival él me ayudó, me dio una mano, me indicó las directrices para entender cómo entrar rápidamente en el escenario. 


Sigue la entrevista en Revista Caras, Enero 2018.


CONOCE NUESTRAS REVISTAS VER TODAS
Logo

Rosario Norte #555 piso 18, Las Condes
Santiago, Chile
Suscripciones: 600 595 5000
Teléfono : (56-2) 2595 5000
Desarrollado por Bhstudios

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER
Webpay
ACCESO PROVEEDORES
desarrollado por biohazard interactive