NOTICIA
MONTBLANC HOMENAJE AL PRINCIPITO

La marca alemana le dedica la edición especial 2017 a Antoine de Saint-Exupéry, el más conocido de los escritores en francés. La aviación, su otra pasión, inspira la exclusiva pluma dedicada al padre del pequeño príncipe.


Por Erika Olavarría desde París


Hace 25 años que Montblanc dedica una edición especial y limitada a un escritor universal. Este año es el turno del autor de uno de los libros más traducidos y más vendidos de la lengua francesa: Antoine de Sant Exupéry, creador de Vuelo Nocturno, Cartas a mi madre y El Principito: “gracias a su experiencia de piloto comercial, de aviador de la Fuerza Aérea francesa durante la Segunda Guerra, Saint-Exupéry supo transmitir en sus obras poéticas la aventura, el peligro y valentía”, señalan en Montblanc al justificar la elección.

La marca alemana, originaria de Hamburgo, antes realizó homenajes a Shakespeare, Faulkner, Cervantes y Virginia Wolf, entre otros portentos de las letras. Para la edición especial Saint-Exupéry, oficialmente la inspiración vino de su libro Vuelo nocturno, su tercera novela, publicada en 1931, premio Fémina y con prefacio de su amigo André Guide. El texto, escrito durante su estada en Argentina, se inspira justamente de su experiencia en el país trasandino como director del correo postal en el sur. El propio autor lo describiría como: “un himno a la noche que despierta los recuerdos e invita a una profunda meditación, la noche inquieta, la noche difícil y la gran noche que las encierra”.

El color azul petróleo de la resina de estos instrumentos de escritura diseñados por Montblanc son un guiño a la noche de ese vuelo, mientras que los ribetes se inspiran en la aviación, la primera ocupación y oficio de Saint-Exupéry, y concretamente en su emblemático avión Caudron C.630 Simoun. 

La pluma hecha en oro plateado de 18k está decorada con una estrella, como la de El Principito, y en el cono están grabadas las coordenadas de las ciudades —desde Villa Harding Green a Comodoro Rivadavia— que recorría en ese vuelo nocturno. La tapa, además está grabada con la firma de Saint-Exupéry. 

Pero también Montblanc diseñó una edición limitada 1931, con igual número de plumas, en referencia al año de publicación de Vuelo nocturno. Nuevamente el diseño y la forma se inspiran en su avión Caudron C.630 Simoun. El color entre platino y dorado gastado le da un aspecto vintage característico de los años 30, que se inspira también en la cabina de la nave. Para hacerlo se ha necesitado un trabajo artesanal minucioso creado por un complejo proceso de limado, moldeado y un tratamiento especial al final.

El cuerpo de esta edición exclusiva está grabado con uno de los primeros dibujos que Saint-Exupéry hizo del pequeño príncipe. Y el capuchón tiene una delgada ventana como la de la cabina, ornamentada y grabada también con un autorretrato del escritor-aviador. 

La pluma, en oro 18k, es de color platino y decorada con la estrella de El Principito recordando una vez más el talento de dibujante del francés. Por primera vez en un diseño Montblanc, su logo en nácar, está sobre una capa de la pasta usada en relojería Super-Luminova®, que le da un resplandor especial, “en homenaje a la tripulación aérea y a la vista de la tierra que se tiene desde el cielo”, explican en Montblanc o por qué no, en guiño al tablero de mando iluminado de la nave. La placa en metal ubicada sobre el capuchón recuerda la pulsera de Saint-Exupéry, encontrada tras su muerte en un enigmático accidente aéreo ocurrido en el mar.


Reportaje publicado en Revista Caras, Julio 2017.

CONOCE NUESTRAS REVISTAS VER TODAS
Logo

Rosario Norte #555 piso 18, Las Condes
Santiago, Chile
Suscripciones: 600 595 5000
Teléfono : (56-2) 2595 5000
Desarrollado por Bhstudios

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER
Webpay
ACCESO PROVEEDORES
desarrollado por biohazard interactive